centre de psicologia assessorament personal i salut PSIGMA

Català  /  Castellano

¿Cómo estás?

620 756 015

Hola, ¿quieres hablar?

 

Si   Ahora no, gracias

Inicio / Servicios de psicología / Adicciones y drogodependencias

Terapias para adicciones y drogodependencias

Adiciones al alcohol, drogas, ludopatía, internet, móviles...

Tratamiento: Nuestro método de trabajo

Los psicólogos especialistas en drogas de Psigma en Barcelona, Vic, Manresa y Girona, ofrecemos un tratamiento individualizado no residencial para aquellas personas que tengan un problema de adición a la cocaína, el alcohol u otras sustancias psicoactivas. Contamos con psicólogos especializados en el tratamiento de las drogodependencias. Tras una primera exploración se determina si el tratamiento ambulatorio es adecuado o si la persona necesita algún otro recurso adicional. Si es necesario, se puede recomendar un ingreso hospitalario para la desintoxicación en unidades hospitalarias de confianza.

El tratamiento privado ambulatorio permite a la persona continuar con su vida laboral y familiar al mismo tiempo que se realiza el tratamiento. Consiste en realizar una terapia individual de la persona por parte de un psicólogo especialista en la materia con la participación, en caso de ser necesario, de un psiquiatra. A menudo, se contempla la posibilidad de que participe la familia o la pareja en el tratamiento.

En Psigma damos respuesta terapéutica a los problemas derivados de la adicción al alcohol, la cocaína y otras sustancias tales como la dependencia, cambios de humor, depresión, ansiedad, pérdida de autoestima, trastornos físicos y psíquicos, entre otros.

En el caso de juego patológico o Ludopatía, Psigma ofrece un tratamiento terapéutico para hacer frente al impulso irreprimible e incontrolable por jugar. El tratamiento básico es similar al de otras adicciones, pero cuenta con algunas particularidades que deben tenerse en cuenta para conseguir superar el problema.

¿Cuáles son los requisitos principales para que el tratamiento sea efectivo?

El NIDA (National Institute on Drug Abuse) destaca algunos principios básicos de los tratamientos efectivos en los problemas de drogodependencia. En Psigma tenemos muy en cuenta estas cuestiones en el servicio que ofrecemos:

  • No hay un solo tratamiento que sea apropiado para todas las personas. La particularidad vital de cada persona requiere la adaptación del método general a las necesidades específicas de la persona que pide ayuda.
  • El tratamiento efectivo debe abarcar las múltiples necesidades de la persona, no solamente el uso de drogas. El consumo de sustancias así como las consecuencias derivadas del mismo puede afectar a distintos niveles de la vida de la persona (psicológico, familiar, laboral, social, etc) los cuales deben ser tenidos en consideración para que el tratamiento sea efectivo, la abstinencia no es suficiente.
  • Para que el tratamiento sea efectivo, es esencial que el paciente lo continúe durante un período adecuado de tiempo. El tiempo de tratamiento variará en función de las características de la persona, el problema y el entorno. Diversas investigaciones muestran que a los tres meses se notan los primeros cambios pero será el profesional el que diseñe la estrategia temporal óptima para cada caso.
  • La terapia individual y/o de grupo y otros tipos de terapias de comportamiento constituyen componentes críticos del tratamiento efectivo para la adicción. El tratamiento puramente médico apenas se muestra eficaz siendo necesario realizar un tratamiento psicológico para abordar las dificultades que supone vencer un problema de adicción.
  • En el caso de individuos con problemas de adicción o abuso de drogas que al mismo tiempo tienen trastornos mentales, se debe tratar los dos problemas de una manera integrada.
  • La desintoxicación médica es solamente la primera etapa del tratamiento para la adicción y por sí misma hace poco para cambiar el uso de drogas a largo plazo. Hay que diferenciar entre desintoxicarse y deshabituase. Pasar el mono no es estar curado.

Altres factors clau que han demostrat ser de gran utilitat per a l'èxit de la teràpia i que formen part del servei que oferim són:

  • Que la persona rompa con el ambiente que ha provocado su adicción y pueda encontrar otros ambientes.
  • Que la persona sea la protagonista de su tratamiento
  • Que la persona enfrente el posible vacío que surge tras abandonar el consumo y pueda encontrar otras actividades que le proporcionen gratificación y placer.
  • Aumentar la autoestima y fomentar la madurez y la autonomía

Tratamiento de otras adicciones: ludopatía, adicción al sexo, internet, móvil,…

El tratamiento para personas que tienen una adicción a alguna conducta que no tiene que ver con el consumo de sustancias tiene ciertas particularidades que el profesional debe conocer. No obstante, en líneas generales el protocolo de intervención es el mismo puesto que comparten en gran medida los mecanismos subyacentes que mantienen la conducta adictiva. También es cierto que en muchas ocasiones la adicción a una de estas conductas está asociada al consumo de alguna sustancia de tal forma que ambas cosas se retroalimentan. En Psigma te ofrecemos atención individualizada para dar respuesta a los problemas que puedan derivarse de este tipo de conductas.

Preguntas frecuentes sobre el consumo de drogas

¿Qué es el abuso de una sustancia?

El abuso de drogas hace referencia al uso de cualquier sustancia psicoactiva en una forma que conlleve malestar o deterioro a la persona. Este tipo de consumo interfiere con la vida de la persona y sus responsabilidades en casa, el trabajo o la escuela. Puede ocasionarle problemas familiares, legales e incluso poner en peligro su integridad física realizando conductas de riesgo (por ejemplo conducir bajo los efectos de alguna sustancia).

¿Por qué existe un deseo tan fuerte de consumir drogas?

En el cerebro existe un área que desde la neurpsicología se ha denominado "Sistema de recompensa o de gratificación" porque es la parte del cerebro que se encarga de proporcionar placer a la persona cuando realiza determinadas actividades. Esta parte del cerebro se encuentra también en los animales ya que cumple una función muy importante para la supervivencia. Gracias a ella, el ser vivo obtiene placer al realizar determinadas actividades como comer, beber y mantener relaciones sexuales. Este mecanismo de nuestro cerebro asegura que la conducta se repita en el tiempo ya que al realizarla se obtiene la recompensa del placer.

Se han realizado experimentos con animales en los que se les estimulaba esta zona del cerebro cuando realizaban un tipo de conducta determinada, por ejemplo, presionar una palanca. En estos estudios se observó que los animales perdían incluso el interés por comer, beber y relacionarse sexualmente con sus semejantes y se dedicaban en exclusiva a pulsar la palanca que les proporcionaba placer.

En el caso del abuso en el consumo de drogas la situación es muy similar. La vida de la persona se centra en obtener ese "placer" descuidando muchos otros aspectos de la vida que poco a poco van perdiendo interés. Además, cuanto mayor es el nivel de consumo, las ganas y el deseo se hacen más fuertes pudiendo llegar a generar un trastorno de dependencia grave en la persona.

¿Qué es el síndrome de abstinencia?

Es el conjunto de reacciones físicas y psicológicas que se producen en una persona con dependencia a una sustancia cuando, por el motivo que sea, cesa el consumo de droga. La intensidad y duración de estas reacciones dependen del tipo de sustancia, el tipo de consumo, la vía de administración, el tiempo que se ha estado consumiendo, la pureza de la droga, etc. Así pues, cada persona experimentará reacciones diferentes. Sin embargo, existen cierto tipo de reacciones o trastornos del síndrome que son comunes y que todas las personas experimentan en mayor o menor medida como son: ansiedad, irritabilidad, alteraciones del sueño y deseo irrefrenable de consumir (Craving).

Cuando una persona atraviesa este síndrome se encuentra altamente inestable y por tanto incide notablemente en la vida de la persona y las relaciones que mantiene. Las familias de las personas que están en este estado psicológico sufren grandes tensiones y si no tienen el acompañamiento de un especialista no saben cómo afrontar la situación.

En cualquier caso es importante señalar que con ayuda de un especialista es muy fácil de pasar y no entraña peligro para la persona. En el caso del alcohol es imprescindible la ayuda farmacológica para superarlo. En Psigma podemos facilitar este proceso con la participación del psicólogo y el psiquiatra.

¿Qué es la patología dual?

Se llama patología dual a la existencia de una adicción y otro trastorno mental en una misma persona. Ambos trastornos no sólo coexisten sino que se encuentran relacionados entre sí de algún modo. Diversos estudios han mostrado por ejemplo que es frecuente la relación entre el consumo de cocaína y algún trastorno de personalidad. Pero las combinaciones pueden ser infinitas. El problema de este tipo de situaciones es que ambos trastornos se alimentan mutuamente provocando mayor sufrimiento a las personas que lo padecen.
Por otra parte es importante señalar que el consumo de sustancias puede propiciar la aparición de algún trastorno mental latente que sin el consumo de drogas no se hubiese manifestado.
Por eso es de vital importancia que una persona que se encuentre en esta situación busque la ayuda de un especialista. La patología dual no requiere un tratamiento específico puesto que, al fin y al cabo, este concepto es sólo un rótulo para nombrar un fenómeno que está cobrando vital importancia en la actualidad. No obstante, los profesionales que atienden este tipo de casos tienen que tener conocimientos acerca de ambos tipos de problema. En Psigma tenemos experiencia en el tratamiento exitoso de personas con este tipo de problema dual.

¿Qué hago si mi hijo se droga?

No existen fórmulas mágicas para hacer frente a esta situación. Como recomendación general aconsejamos consultar a un especialista antes de tomar cualquier decisión para obtener orientación de las particularidades de la situación. No obstante, si cree que su hijo toma drogas considere las siguientes recomendaciones:

  • Es importante evitar reacciones dramáticas y actuar con la mayor serenidad posible. En caso de que los dos padres estén disponibles, que sean ambos los que se sienten a hablar con el hijo en cuestión.
  • No se debe dejar pasar por alto la situación ni banalizarla restándole importancia. Hay que conseguir hacer una imagen clara del alcance del problema.
  • Utilizar el diálogo y la escucha, ofrecer apoyo y comprensión antes de proceder con amenazas o castigos.
  • En cualquier caso, tener claro los límites de lo que los padres están dispuestos a permitir y ser firmes con esta posición. Es mejor si esta conversación se tiene fuera de casa en un lugar público para evitar reacciones agresivas y violentas.
  • A pesar de lo difícil de la situación, es importante respetar el derecho a la intimidad evitando registros e incursiones en la vida privada del hijo
  • Pactar con el hijo si es posible la visita a un profesional de forma que acuda voluntariamente a la cita. Cuando esto es posible, se incrementan las posibilidades de que finalmente se comience un tratamiento.

¿Cuál es el papel de la familia en el tratamiento de drogas?

La familia desempeña un papel muy importante dentro del proceso de tratamiento. Es evidente que el consumo de sustancias de un hijo o de una pareja no puede dejar indiferente al resto de miembros de la familia. Las consecuencias las sufren todos. Es por eso que frecuentemente los familiares también acuden a las visitas con el especialista. Es importante saber que un clima familiar tenso o violento puede favorecer que el problema se mantenga por más tiempo mientras que la existencia de un clima familiar positivo y apropiado posibilita y aumenta la obtención del éxito terapéutico.

En Psigma tenemos muy en cuenta a la familia en el tratamiento de adicciones. Atendemos las necesidades de todos los miembros ayudando a la familia a obtener el clima apropiado para la correcta recuperación de la persona con el problema y ofrecemos apoyo a aquellos familiares que, por el motivo que sea, se ven desbordados por la situación.

foto_adicciones

Este servicio está disponible en:
PSIGMA Barcelona
PSIGMA Vic
PSIGMA Manresa

“Sufrir una adicción es una de las peores cosas que nos pueden pasar en la vida, por esto es muy importante rodearse de un buen equipo multidisciplinar de profesionales”

Arriba

Contacta con Psigma

620 756 015
info@psigma.cat
Formulario de contacto

Barcelona
C. Aragó 268, 3er 1a

Vic
C. Morgades 19, ent. 3era

Manresa
C. Vilanova, 1-3, 1er F, (Plana de L'Om)
T. 938 723 263

Girona
C. Barcelona 61, 2n 1a

Psigma

El equipo de psicólogos en Vic, Barcelona, Manresa y Girona somos especialistas en psicología infanto-juvenil y de adultos en el diagnóstico y tratamiento psicológico. También somos expertos en terapia de pareja en Barcelona, Vic, Manresa y Girona, sexología, crecimiento personal y psicología jurídica. No dudes en pedirnos información. El equipo multidisciplinar de salud de Psigma te daremos la información que necesites.

Área clientes